Siniestros amenazan zonas pobladas:

El año abre con cerca de 70 incendios forestales y Conaf activa “botón rojo”

Nota asociada a categoría: Noticias de último minuto

Prensa SeguridadExpo 2019

Dos graves siniestros en la Región de Valparaíso adelantan una temporada con riesgo crítico. La zona central vive una ola de calor con temperaturas máximas que podrían llegar a 36°.

FUENTE: La Tercera Online. Ver nota original AQUÍ.

Las primeras 48 horas del año que comienza estuvieron marcadas por el fuego, en lo que aparece como un adelanto de las predicciones que apuntan a un 2019 de alto riesgo en cuanto a incendios forestales. Hasta anoche, 66 de estos siniestros contabilizaba la Corporación Nacional Forestal (Conaf), según datos proporcionados por la Onemi: 12 en combate, 2 bajo observación, 5 focos, 15 controlados y 32 extinguidos. De ellos, cinco obligaron a declarar alerta roja, tres en Valparaíso, uno en la Región de O’Higgins y otro en el Maule.el Maule.

La seguidilla de incendios ocurre mientras la zona central enfrenta una ola de calor con temperaturas máximas que podrían alcanzar peaks de hasta 36 grados, la que se podría extender hasta este viernes.

El riesgoso escenario llevó a que Conaf activara la condición “botón rojo”, que implica el despliegue preventivo de medios que considera tanto las altas temperaturas como la acumulación de material seco que podría alimentar un megaincendio.

El software que desencadena el “botón rojo”, funciona “con el cruce de distintas variables, como la humedad en el combustible fino muerto (pasto seco), la temperatura y el viento. Esto nos entrega un índice que, cuando supera 70%, lleva a que apliquemos una serie de medidas preventivas”, especifica el director ejecutivo de la entidad, José Manuel Rebolledo.

Las medidas incluyen la distribución de brigadas en terreno, patrullajes a cargo de motoristas y labores de eliminación de vegetación potencialmente peligrosa, además de entregar recomendaciones a los vecinos de las zonas donde existe mayor riesgo.

El “botón” se diferencia de la alerta roja principalmente porque el primero es preventivo, mientras que el segundo se declara cuando un siniestro ya está arraigado y amenaza viviendas o áreas protegidas del Estado.

La medida de prevención se suma al aumento en casi un 25% del presupuesto para Conaf, el cual llega a $ 53 mil millones, además de las 232 brigadas, 2.819 brigadistas y 45 aeronaves de envergadura liviana, mediana y pesada que tendrán el rol de apagar los siniestros.

Sin embargo, el llamado es a evitarlos. El subdirector nacional de la Oficina Nacional de Emergencias (Onemi), Cristóbal Mena, llamó a la comunidad a “extremar cuidado” en evitar focos de fuego. En este plano, desde la entidad recuerdan que la mayoría de los siniestros de este tipo son provocados por el hombre.

Inquietante aumento

En la Región de Valparaíso se produjeron este miércoles dos de los incendios de mayor peligro. En Villa Alemana, al menos dos casas fueron afectadas por las llamas, las que debieron ser combatidas con apoyo aéreo. Vecinos, en tanto, se quejaron por la falta de agua en el sector, y hasta el último reporte entregado durante la noche por Conaf, la emergencia había destruido 43 hectáreas de vegetación.

En el sector Limonares de Viña del Mar, en tanto, se vivieron horas de tensión durante la tarde, cuando el fuego se extendió desde zonas arboladas hasta la cercanía de viviendas. Brigadistas de Conaf, bomberos y los propios residentes se esforzaron en contener el fuego.

Durante la actual temporada “la provincia de Valparaíso ha aumentado en un 50% el número de incendios y nos preocupa”, reconoce Daniel Ariz, jefe regional de la Sección de Prevención de Incendios Forestales.

Agrega que las cinco comunas críticas, que además de Viña y Villa Alemana incluyen a Valparaíso, San Antonio y Quilpué, necesitan cerca de 420 kilómetros de cortafuegos, de los cuales 107 deberían corresponden al Puerto y 105 a Viña. Las dos últimas “van lento” en esa tarea, admite.

Chile central en “período crítico”

El agroclimatólogo Patricio González, de la Universidad de Talca, advierte que Chile central “está entrando en un periodo crítico en cuanto al calor y las sequías extremas. Se piensa que la temperatura de la Tierra va a sobrepasar los dos grados de aquí al 2030 y eso va a implicar que de aquí al 2025 se va a perder más de 30% del agua. También habrá un aumento sostenido de las olas de calor”.

No obstante, también preocupa la situación a corto plazo, considerando que en la segunda quincena del presente mes de enero se deberían registrar temperaturas muy similares a las de 2017. Esto implica que se podrían superar máximas de 38 grados en Talca.

“El peligro de incendios forestales entre la Región de Valparaíso y la del Biobío es altísimo. En estos momentos estamos en una zona roja, y la vulnerabilidad por siniestros se extendería por lo menos hasta la primera quincena de marzo”, advierte.

Según información entregada por la Dirección Meteorológica de Chile, 10 de las 19 estaciones meteorológicas del país registrarán máximas de temperaturas por sobre lo normal durante enero y febrero de 2019.

Mas Información